Fillers

Con el paso de los años se produce pérdida de soporte en las estructuras faciales. Específicamente en la piel, se pierde elasticidad, hidratación y volumen, produciendo la caída del tejido y proporcionando al rostro un aspecto cansado y envejecido.

Los fillers son tratamientos mínimamente invasivos, biocompatibles y reabsorbibles que se introducen por medio de inyecciones para restituir la pérdida de volumen, asociada al envejecimiento, armonizar el rostro sin perder naturalidad y mejorando la calidad de la piel.

Suelen aplicarse en los labios para dar volumen, en la mandíbula para dar definición, en la nariz para lograr un efecto lifting, en el contorno de los ojos para disimular las ojeras y en las arrugas para hidratarlas y minimizarlas.
Con el paso de los años se produce pérdida de soporte en las estructuras faciales. Específicamente en la piel, se pierde elasticidad, hidratación y volumen, produciendo la caída del tejido y proporcionando al rostro un aspecto cansado y envejecido.

Los fillers son tratamientos mínimamente invasivos, biocompatibles y reabsorbibles que se introducen por medio de inyecciones para restituir la pérdida de volumen, asociada al envejecimiento, armonizar el rostro sin perder naturalidad y mejorando la calidad de la piel.

Suelen aplicarse en los labios para dar volumen, en la mandíbula para dar definición, en la nariz para lograr un efecto lifting, en el contorno de los ojos para disimular las ojeras y en las arrugas para hidratarlas y minimizarlas.
Estos rellenos faciales son sustancias a base de ácido hialurónico que se inyectan en cara y cuello con 2 objetivos:

1. Como tratamiento anti-aging: normalmente se aplican a personas de más de 30 años en las áreas donde hay pérdida de elasticidad y firmeza.

2. Como remodelador del rostro: se pueden inyectar a partir de los 18 años para dar volumen o armonizar las facciones.

Los fillers ofrecen muchas ventajas sobre otros procedimientos estéticos, ya que su aplicación no requiere de cirugías, es un procedimiento sencillo, poco doloroso, no requiere incapacidad y sus resultados se perciben rápidamente. Siempre es necesario hacerlos con un experto y la técnica correcta.
Los fillers son un tratamiento mínimamente invasivo, que se realiza con anestesia local.
– Para disminuir o eliminar arrugas.

– Aportar volumen.

– Darle firmeza, elasticidad e hidratación a la piel.

– En pieles jóvenes se puede aplicar en pequeñas cantidades como acción preventiva o de mantenimiento.

– En lo que se refiere al aporte de volumen, se puede utilizar en prácticamente todas las zonas del rostro como tratamiento de:

– Ojeras.

– Ojos hundidos.

– Flacidez alrededor de los ojos.

– Diseño de labios y nariz (rinomodelación).

– Surco nasogeniano.

– Arrugas faciales.

– Arrugas cercanas a los ojos.

– Cejas.

– Frente.

– Definición de mandíbula.

– Rejuvenecimiento de manos y escote.

– Mejillas o pómulos hundidos.
Tras limpiar la zona a tratar, se procede a aplicar el tratamiento indicado, que en algunos casos puede requerir anestesia tópica, y muy ocasionalmente, anestesia infiltrada. La aplicación se hace a través de pequeños pinchazos con una aguja o cánula, según el producto utilizado y el tratamiento propuesto.
– No realizar ejercicio durante las primeras 24 horas

– No usar saunas, turcos o piscinas.

– No tomar el sol, ni rayos UVA durante las primeras 24 a 48 horas.

– No tocar ni masajear la zona inyectada durante las primeras 72 horas.

La duración de las inyecciones de ácido hialurónico varía en función del paciente y de la zona en la que se aplica.

Generalmente, duran entre 6 y 18 meses, desapareciendo progresivamente.

Sus resultados pueden ser inmediatos, aunque generalmente se ven mejor al cabo de unos días.

Dependiendo del resultado que se desee se necesitará de más de una sesión u otros tratamientos asociados. Su duración puede variar según las propiedades de la sustancia utilizada, de la zona tratada y de cada paciente en particular.

– Naturales.

– Discretos.

– Restauración de volumen.

– Estimulación de colágeno.

– Efecto inmediato.

Al finalizar el tratamiento podrás volver a tus actividades, posiblemente experimentes un poco de inflamación, algo de enrojecimiento o posibles hematomas que desaparecen rápidamente.
El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra de forma natural en numerosos tejidos y órganos del cuerpo humano como la epidermis, el tejido conectivo, los cartílagos, los ojos, entre otros.

debido al paso del tiempo el cuerpo disminuye su producción. Esto se refleja en la piel como perdida de elasticidad y de firmeza.

Gracias a su capacidad para atraer y retener moléculas de agua, el ácido hialurónico es fundamental para el buen funcionamiento de la piel y muchos tejidos. En medicina estética comenzó a aplicarse como ingrediente de rellenos dérmicos por sus propiedades anti edad para combatir sus signos y darle volúmen a zonas específicas sin generar rechazo.

Según el caso del paciente, el tratamiento se puede complementar con otros tratamientos, como las inyecciones de toxina botulínica, láseres, ultrasonido, entre otros.
Este tratamiento estético se realiza mediante la inyección de sustancias absorbibles como el ácido hialurónico o la hidroxiapatica cálcica, con el objetivo de realizar pequeñas modificaciones de la nariz y corregir diversas imperfecciones, sin necesidad de cirugía. En algunas ocasiones, también se utiliza la toxina botulínica para levantar levemente la punta. Una de sus más grandes ventajas son sus resultados 100 % naturales.

Se realiza cuando se busca lograr cualquiera de estos efectos en la nariz:

– Ponerla más recta.

– Corregir gibas.

– Levantar la punta.

El tratamiento puede tardar aproximadamente 30 minutos y los efectos pueden durar de 12 a 18 meses. Con la zona limpia se realiza el tratamiento mediante pequeñas y lentas inyecciones hasta conseguir el efecto deseado.

El efecto es inmediato aunque es posible notar enrojecimiento, hematoma o inflamación.

Consiste en realizar relleno de la zona de la ojera con ácidos hialurónicos específicos para esta zona. Esto permite eliminar ojera, disimular las bolsas y por ende, eliminar el acepto cansado de los ojos.

¡Conseguimos rejuvenecer y darle luminosidad a la mirada!

– Consigue dos efectos: rejuvenecimiento y aspecto descansado

– Resultados: 12-18 meses

– Duración: 30 minutos.

Se indica en pacientes que tienen ojeras, en general de tipo familiar. Este tipo de ojeras aparecen desde jóvenes, así que desde la mayoría de edad, pueden ser tratadas mediante inyecciones de ácido hialurónico de forma segura. En personas mayores, cuando la ojera se empieza a asociar a bolsa, puede ser útil en algunos casos, permitiendo posponer la necesidad de cirugía. Es por eso que es necesario un examen previo para seleccionar los casos ideales.

Este procedimiento, realizado por manos expertas es muy seguro y efectivo. La sesión dura aproximadamente 30 minutos y los resultados son inmediatos, aunque suelen verse mejor tras 48 horas y sus resultados pueden prolongarse entre 12 y 18 meses.

En algunas ocasiones se pueden presentar rojeces en la zona tratada, así como pequeños hematomas, que desaparecen rápidamente.

Es importante tener algunos cuidados posteriores al procedimiento:

No realizar ejercicio durante las primeras 24 horas.

No usar saunas, turcos o piscinas.

No tomar el sol, ni rayos UVA durante las primeras 24 a 48 horas.

No tocar ni masajear la zona inyectada durante las primeras 72 horas.

Evitar terapias concomitantes sin ser advertidas.
Los labios son una zona del rostro que cada vez es más común querer tratar, ya sea por desear tener un volumen mayor al que la naturaleza nos dio, por querer recuperar el volumen perdido, o por querer rejuvenecerlos e hidratarlos.

Es posible realizarse un tratamiento de labios que dé un resultado totalmente natural, todo depende del deseo de cada paciente, además, se puede tratar la zona perioral, para dar más armonía, buscando corregir o disimular los llamados códigos de barras, las líneas de marioneta o elevar las comisuras.

Además, se puede asociar a tratamiento con toxina botulínica en algunos casos.

La sesión dura unos 30 minutos y sus resultados se aprecian inmediatamente aunque la percepción inicial siempre es mayor al resultado final por la inflamación. Al cabo de 72 horas aproximadamente desaparece la posible inflamación.

Tras el tratamiento se recomienda:

– Aplicar frío varias veces al día y mantener los labios hidratados con cacao o alguna otra sustancia apropiada.

– No tocar la zona durante 24 horas.

– No tomar el sol, rayos UVA, saunas, turcos ni piscinas por 24 horas.

– No realizar tratamientos exfoliantes.

– No realizar deporte en las primeras 24 horas.

Pedir cita

Estás a punto de ser redirigido a la tienda de Oclanda en nuestro proveedor, Superskn.es. ¿Estás de acuerdo con esta acción?