Terapia autologa regenerativa (Seffiller)

La grasa o tejido adiposo subcutáneo contiene la fracción vascular estromal y las células madre mesenquimales que poseen un gran potencial para regenerar de forma natural los tejidos envejecidos. La Terapia Autóloga Regenerativa consiste en usar esta grasa específica del propio paciente, con el objetivo regenerar todas las capas de la piel.

Este procedimiento ambulatorio, que se realiza en la consulta, utiliza un kit médico de un solo uso, practicando una recolección guiada (con cánula), usualmente de la zona abdominal de manera sencilla, segura y estandarizada. Así obtenemos un volumen entre 6 a 8 cc de grasa rica en células estromales que procederemos a inyectar mediante cánulas en todas aquellas zonas del rostro (u otras zonas del cuerpo) donde deseemos obtener una regeneración exclusiva de las células dérmicas, mejorando la calidad de la piel, su luminosidad, mejora arrugas suaves y calidad de la dermis.

Una de las grandes ventajas de este tratamiento autólogo es que, al ser obtenido de la propia persona, es ideal para personas afectas de alergias, enfermedades autoinmunes o inflamatorias que contraindiquen el uso de ácido hialúronico u otras sustancias inyectables no autólogas.

La grasa o tejido adiposo subcutáneo contiene la fracción vascular estromal y las células madre mesenquimales que poseen un gran potencial para regenerar de forma natural los tejidos envejecidos. La Terapia Autóloga Regenerativa consiste en usar esta grasa específica del propio paciente, con el objetivo regenerar todas las capas de la piel.

Este procedimiento ambulatorio, que se realiza en la consulta, utiliza un kit médico de un solo uso, practicando una recolección guiada (con cánula), usualmente de la zona abdominal de manera sencilla, segura y estandarizada. Así obtenemos un volumen entre 6 a 8 cc de grasa rica en células estromales que procederemos a inyectar mediante cánulas en todas aquellas zonas del rostro (u otras zonas del cuerpo) donde deseemos obtener una regeneración exclusiva de las células dérmicas, mejorando la calidad de la piel, su luminosidad, mejora arrugas suaves y calidad de la dermis.

Una de las grandes ventajas de este tratamiento autólogo es que, al ser obtenido de la propia persona, es ideal para personas afectas de alergias, enfermedades autoinmunes o inflamatorias que contraindiquen el uso de ácido hialúronico u otras sustancias inyectables no autólogas.

Rejuvenecimiento:

– Mejora la calidad de la piel.

– Elimina arrugas finas. 

– Estimula la renovación de colágeno. 

– Recupera volumen perdido

Alopecia:

Indicado en personas con alergias, enfermedades autoinmunes o inflamatorias que contraindiquen el uso de ácido hialúronico u otras sustancias inyectables no autólogas.

De elección para todos aquellos que abogan por la naturalidad y la terapia regenerativa, por tratamientos que otorguen resultados más naturales y a largo plazo.

Esta técnica es compatible con cualquier otro tratamiento médico estético e incluso quirúrgico, siempre comentándolo con el médico para definir el tiempo entre tratamientos y el orden ideal.
Este tratamiento se realiza en la consulta y no requiere ayuno, pero se recomienda no asistir con el estómago lleno, durante el procedimiento usamos un kit de un solo uso.

Se realiza primero la extracción, usualmente del abdomen, donde se infiltra anestesia para luego extraer, mediante aspiración, la grasa subcutánea que es la que contiene la fracción vascular estromal y las células madre mesenquimales.

A continuación se procede a preparar la grasa que se va a inyectar mediante cánulas en la zona deseada.

El tratamiento dura aproximadamente 60 minutos.
Inmediatamente después del tratamiento, puedes experimentar algo de hinchazón, que suele desaparecer después de un par de días. La mayoría de los pacientes pueden reanudar sus actividades diarias el mismo día evitando realizar esfuerzos. Puede haber algún morado como sucede con cualquier tratamiento inyectado.

Por lo general, se nota un efecto inmediato que suele disminuir al cabo de unos días, para luego notar los resultados definitivos a partir del 2 mes viendo mejoras hasta seis meses después del tratamiento. Según la necesidad de cada paciente, el tratamiento se puede repetir a los 6 meses, aunque usualmente no es necesario hacerlo antes de 12 meses.

Es posible incorporarse la vida normal de forma inmediata con algunas precauciones: 

– Aplicar frío. 

– No tomar el sol, rayos UVA, saunas, turcos ni piscinas por 48-72 horas.

– No realizar deporte en las siguientes 48-72 horas. 

– No realizar tratamientos exfoliantes. 

– Usar el tratamiento prescrito. 

Cualquier otro tratamiento en la zona debe ser comentado con antelación.

Pedir cita

Estás a punto de ser redirigido a la tienda de Oclanda en nuestro proveedor, Superskn.es. ¿Estás de acuerdo con esta acción?